En Viñas Sanrafaelinas hay un 30% más de uva que el año pasado

Les presento una esperanzadora nota del Diario de San Rafael (18/01/2011). Ojalá que esta tendencia continue y tengamos una excelente cosecha.

 El buen pronóstico se explica por la ausencia de heladas tardías y, hasta el momento, de granizadas que afectan la producción. El sector bodeguero aguarda una mejora en el precio de la uva y del mosto, y se mostró en contra de bajar el color del tinto.

La buena producción de cosecha que se advierte en viñedos del sur provincial ya es oficial y actualmente San Rafael tiene un 30% más de uva.

El dato lo confirmó el titular de la Específica de Bodegas de la Cámara de Comercio local, Raúl Montané, que ratificó que “la perspectiva es muy buena” y destacó que “también es buena la expectativa de precio para blancos y tintos”, con aumentos en el precio del mosto y también se aguarda una mejora en el precio de las uvas mezclas.

La principal razón de este considerable incremento de las zonas de producción local responde al clima, tal cual hemos reflejado en artículos anteriores.

Montané coincidió en que hasta el momento la ausencia del granizo y la ausencia de heladas tardías son factores clave para que la cosecha sanrafaelina crezca respecto a la temporada anterior.

Es por eso que en el pronóstico del Instituto Nacional de Vitivinicultura, donde se anunció un crecimiento de la cosecha del 1,7% a nivel provincial, se remarca la buena posición del sur para la temporada que viene, después de haber sido ampliamente castigada por las inclemencias climáticas del 2009 y principios del 2010.

Mosto

El gobierno provincial anunció a fines de la semana pasada que el 30% de la cosecha 2011 se destinará a mosto y se labrarán multas a quienes infrinjan esta disposición.

Esta medida cayó mal en los bodegueros del Este, aunque encontró una reacción totalmente contraria en Montané, quien remarcó que “la decisión tiene como sentido solucionar los excedentes de vino blanco que están pesando en el mercado” y recordó que “el año pasado debió hacerse más mosto”.

Además, expresó que “los excedentes de vino blanco están jugando en el precio del vino” y criticó “a quienes buscan el descenso del color en los vinos tintos”, en alusión a un pedido de Bodegas Argentinas, que solicitó 400 puntos de color, cuando por ley son 500 puntos, los cuales se tomaron teniendo en cuenta que había suficiente vino tinto.

Continuando con su disidencia sobre las intenciones de bajar el color del vino, dijo que “para abaratar los costos de los vinos tintos, piden que baje el color para meter más blanco, pero eso va en desmedro de la calidad del tinto” y advirtió que “esto va a terminar perjudicando a toda la vitivinicultura”.

Y deslizó que “pretender bajar el color del vino tinto, sabiendo que hay stock de esta variedad, es ridículo”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *